Arrow

Un pacto por México


0
Luis Miguel Santibáñez

Politólogo mexicano con formación variada en políticas públicas y campaña, ha ocupado cargos en los gobiernos estatal y municipal en Oaxaca. En la vertiente política ha trabajado en comunicación de campaña tanto con el PAN como con el PRI, los dos grandes partidos mexicanos.


Escrito el 25 de marzo de 2013 a las 18:23 | Clasificado en México

Las autoridades mexicanas han alcanzado un amplio acuerdo estratégico con dos partidos opositores.

El presidente de México y líder del PAN, Enrique Peña Nieto, flanqueado por Jesús Zambrano, presidente del PRD, y Maria Cristina Díaz, presidenta del PRI (Fuente: Pacto por México)
El presidente de México y líder del PAN, Enrique Peña Nieto, flanqueado por Jesús Zambrano, presidente del PRD, y Maria Cristina Díaz, presidenta del PRI (Fuente: Pacto por México)

México enfrenta una de las etapas más importantes de su historia moderna. Por primera vez en al menos 20 años, los partidos políticos y el gobierno federal tuvieron la capacidad de entablar un diálogo que generar la agenda más importante para el país, tal y como éste necesitaba.

De hecho, México requiere de importantes reformas estructurales que lo hagan un país competitivo y globalizado, a la altura de las demandas que el mundo exige.

El denominado “Pacto por México” es un Consejo integrado por los dirigentes de los tres principales partidos políticos, el Presidente de la República y el Secretario de Gobernación. Estos tres partidos son capaces de generar mayorías en las cámaras de Diputados y Senadores, para lograr reformas a la Constitución, y que para ello es necesario el voto de las dos terceras partes de los integrantes del Congreso de la Unión.

Este Pacto tiene el compromiso de impulsar reformas en materia fiscal, energética, educativa y en materia de telecomunicaciones. Estas dos últimas ya concretadas y que se suman a la reforma laboral que aún tocó proponer al ex Presidente Felipe Calderón.

En materia educativa se logran importantes avances en calidad de la enseñanza y se institucionaliza la capacitación a los profesores sin poner en riesgo sus derechos laborales.

Para las telecomunicaciones, se impulsará una democratización de los medios, generando condiciones de competencia más justos, se licitarán dos nuevas cadenas nacionales de televisión abierta y se regularán las cadenas de televisión por cable.

Pero faltan áreas de acuerdo, como la fiscal y la energética, que permitirán que el país pueda tener un crecimiento interesante, generar empleos bien remunerados. Puestos los mimbres, sólo queda esperar que todos los actores políticos, sociales y económicos hagan el papel que México necesita.

Comparte tu punto de vista

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>