Arrow

El ocaso de un líder


0
Martín Hidalgo

Periodista. La Encuesta del Poder en el Perú (2012) me pone como uno de los hombres de prensa con mayor influencia en la Red en Perú. Desde hace cuatro años en La República, primero en la web y ahora en la sección Política. Especializado en temas congresales.


Escrito el 15 de enero de 2014 a las 10:10 | Clasificado en Perú

Una vez conocido el informe congresal de la Comisión de Fiscalización, Alejandro Toledo espera los fallos de la Fiscalía de la Nación por desbalance patrimonial y de la Fiscalía Provincial Penal de Lima por lavado de activos. Los escenarios políticos ponen al borde del abismo a su partido Perú Posible, una de las mayores fuerzas políticas del Perú.

Alejandro Toledo, en el cierre de campaña de 2011. (Flickr: Alejandro Toledo)
Alejandro Toledo, en el cierre de campaña de 2011. (Flickr: Alejandro Toledo)

El lunes 6 de enero, la Comisión de Fiscalización tenía una noticia mala que darle a Alejandro Toledo. Sus integrantes habían aprobado satisfactoriamente –por mayoría- el informe que lo acusa por los presuntos delitos de lavado de activos y asociación ilícita para delinquir.

Los resultados en el Congreso eran esperados en tienda de Perú Posible, pero adelantados según sus proyecciones. Los chakanos calculaban que primero saldría a la luz la resolución de la Fiscalía de la Nación en la investigación que le siguen a su líder por desbalance patrimonial. Según sus propias fuentes, este fallo sería a favor de Toledo y, por ende, los ayudaría a afrontar con mejor cara el problema político que desataría el informe de la comisión congresal liderada por Vicente Zeballos. Según esas mismas proyecciones, el fiscal de la Nación, José Antonio Peláez Bardalez, debió salir los primeros días de enero y el informe parlamentario recién en la quincena del mismo mes.

El diario Correo publicó el martes que la Procuraduría Anticorrupción ya fue notificada por la Fiscalía sobre el archivamiento de la investigación preliminar contra Toledo y su esposa Eliane Karp. Sin embargo, acotan que el procurador a cargo, Christian Salas, apeló la decisión.

Fuese como fuere, el fallo de La Haya que se dará a conocer el 27 de este mes calmará las aguas políticas bajo el manto de la “unidad política” aclamada por el Gobierno. Pero esto no durará para largo y si los cálculos en tienda chakana no fallan, entre finales de febrero o principios de marzo ya debería estar listo el dictamen de la 48 Fiscalía Provincial Penal de Lima, a cargo de Elizabeth Parco Mesia, en la investigación que se le sigue a Toledo por lavado de activos.

En boca de los expertos jurídicos toledistas, si el Ministerio Público no encuentra desbalance patrimonial en las cuentas del ex presidente resulta difícil que se le pueda acusar por el delito de lavado de activos. En todo caso, tendrían que probar la ilicitud del origen del dinero.

Escenarios negativos

Marzo y abril serán los meses más turbulentos para Alejandro Toledo. En el tercer mes del año se retoman las actividades legislativas y tanto el fujimorismo como el aprismo iniciarán con una fuerte exigencia para debatir y votar el informe de Fiscalización que acusa a Toledo por lavado de activos y asociación ilícita para delinquir. Un mes después, la Corte Suprema debería estar resolviendo -en caso las predicciones chakanas sean erradas- el fallo de la fiscal Parco que acuse a Toledo por lavado de activos.

“Una de las posibilidades es que el presidente Toledo se retire de la política pero limpio de todas las investigaciones y acusaciones en su contra”, admite una fuente allegada al círculo más cercano del líder de Perú Posible.

Es por ello, agrega, que el resultado final del informe de Fiscalización en el Pleno del Congreso será determinante en las aspiraciones de Perú Posible respecto a las elecciones que se aproximan en el 2015 (municipales y regionales) y en el 2016 (presidencial y congresal).

Lo determinante de la aseveración radica en la negada alianza que hasta hoy mantienen con el partido de gobierno. Los votos de Gana Perú serán decisivos para saber si el informe contra Toledo tiene luz verde en el Pleno para ser remitido al Ministerio Público con sello congresal.

Y salvo una orden directa de Palacio de Gobierno, las adhesiones nacionalistas no están aseguradas a favor del ex mandatario chakano. En la votación de la Comisión de Fiscalización, Josué Gutiérrez, Rubén Coa y Manuel Zerillo votaron en contra, pero Esther Saavedra marcó a favor de las acusaciones. Algo que dejó desconcertada a la bancada peruposibilista.

Nada está dicho y cada voto cuenta. Pero habrá previa negociación. Los chakanos pondrán en relieve las elecciones de julio para elegir la Presidencia y la Mesa Directiva de la legislatura 2014-2015. Con un parlamento más fragmentado –comenzaron con 6 bancadas, ahora son 8- los diez votos de Perú Posible pueden ser determinantes para que el oficialismo mantenga la conducción del primer poder del Estado.

En el peor de los escenarios, Perú Posible podría adherirse a la lista de oposición o presentar una lista independiente en negociación con bancadas afines.

¿Adiós anticipado?

Los problema en tienda peruposibilista no acaban ni siquiera a mitad de año. Pues desde allí su mira estará puesta en las elecciones municipales y regionales. Su principal valla será tomar postura para la Alcaldía de Lima.

Su primera carta es postular a Juan Sheput, un confrontacional dirigente político con la suficiente llegada a medios y con la capacidad para ganar en un debate político a Luis Castañeda, hasta hoy el líder de las encuestas. La segunda carta pasa por apoyar una candidatura de Ricardo Belmont, aunque en alianza con otros como el Partido Humanista y Somos Perú. La tercera y última opción es respaldar una posible reelección de Susana Villarán, con los riesgos que ello implica.

Esto será un primer termómetro electoral para el toledismo de cara a su gran meta presidencial en el 2016, donde tendrán un mayor dilema: postular o no a su máximo líder y fundador, Alejandro Toledo. En la última encuesta de Ipsos Perú en el 2013, Toledo aparece con una aprobación de apenas 20% y una desaprobación de 72%.

Otra opción es lanzar un rostro “nuevo” y “limpio” como la congresista Carmen Omonte. La idea primigenia era llevarla en la plancha presidencial como primera vicepresidenta, pero ante el panorama en contra de Toledo también se ha pensado en ella como candidata presidencial.

En sus casi tres años de congresista, Omonte ha escalado rápidamente partidariamente y mediáticamente: apenas iniciada su labor parlamentaria en el 2011 asumió el rol de vocera de la bancada chakana. En el 2012, fue electa en la Secretaria Nacional de Política dentro de la lista del actual secretario general Luis Thais. Actualmente, se desempeña como primera vicepresidenta del Congreso. Su mayor punto en contra es su inexperiencia política.

La gran pregunta de la chakana, de otro lado, es: ¿qué ocurre si no logran pasar la valla del 5% para siquiera alcanzar espacio político con algunas curules? Una respuesta negativa implica perder la inscripción como partido político. La desaparición del símbolo de la chakana.

¿Y tendrían la maquinaria y la voluntad política para empezar una nueva recolección de firmas? Esa es otra pregunta sobre el tapete en tienda peruposibilista.

Los más optimistas en el partido señalan que se deberán construir alianzas para sobrevivir a las dos contiendas electorales que se aproximan. Aunque existe el mal precedente de su unión con Acción Popular y movimientos regionales en la pasada elección del 2011. La bancada denominada Alianza Parlamentaria comenzó con 21 parlamentarios y actualmente solo cuenta con 10. Los únicos que se quedaron al lado de los chakanos son los de Somos Perú.

Este 2014, Perú Posible está próximo a cumplir su aniversario número 20 en la historia política del país. Pero el panorama y los escenarios aún no dejan claro si podrán celebrar un año más de vida política. De todas maneras, el electorado tendrá la última palabra.

Comparte tu punto de vista

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>