Arrow

La noche de la nostalgia


0
Pablo Manuel Méndez

Periodista uruguayo. Escribo en Montevideo Portal y Revista Martes . Escribí en Alto Voltaje, Semanario Rumbosur, Crítica de la Argentina y publiqué las investigaciones periodísticas 'Temprana impostura' (2007) y 'En cuanto venga Julio' (2012), ambas de editorial Fin de Siglo.


Escrito el 26 de agosto de 2013 a las 19:57 | Clasificado en Música, Uruguay

Montevideo celebró este sábado La noche de la nostalgia, en la que en todas las pistas de baile suenan hits desde los ’50 hasta aquí. La fiesta mueve a unas 600.00 personas en todo el país.

Fiesta (Fuente: Open Source Way)
Fiesta (Fuente: Open Source Way)

La Noche de la nostalgia se celebra en Uruguay desde hace 35 años y es la única noche en el año en que las diferentes generaciones coinciden en un plan: salir a bailar los hits de su adolescencia.

The Beatles, Rolling Stones, Queen, ABBA, Bee Gees, Cat Stevens, Creedence Clearwater Revival, The Police Roxette y los clásicos del rock ‘argentine’ de los ochenta, están entre los más escuchados en la noche.

Este año se realizaron más de 400 fiestas públicas -sin contar las privadas, que también abundan- cada 24 de agosto, movilizando a unas 600.000 personas, lo que es una buena porción de los 3,4 millones de habitantes que tiene el país.

La celebración es acompañada de una intensa campaña de seguridad en el tránsito, que bajo la consigna “si tomó, tome un taxi” ha logrado cinco años consecutivos sin accidentes graves.

La intendencia de Montevideo saca a la calle más de 140 inspectores de tránsito que realizan controles en varios puntos de la capital desde la tardecita hasta la mañana del domingo.

El beneficio económico de la fiesta

La idea surgió en 1978, cuando el conductor del programa Old Hits, Pablo Lecueder organizó una fiesta que acabó dando nombre a la celebración. A partir de allí año a año se fueron sumando propuestas.

Las fiestas más caras cobran una entrada de unos 150 dólares, aunque la mayoría están entre los 20 y 40. Se estima que los uruguayos gastan esa noche unos 30 millones.

Además de las discotecas, la Asociación General de Autores y los bares, es una buena jornada de trabajo para taxistas, las peluquerías, las tiendas de lencería y las casas de disfraces, además de las compañías telefónicas y los laboratorios que fabrican medicamentos para resaca.

En los últimos años, además de recibir turistas de la región que vienen a participar de la celebración,  la fiesta se ha exportado a la colonia de uruguayos que están radicados en el exterior. Como dice el dicho “nada más triste que un uruguayo contento”, en referencia a la típica nostalgia rioplatense.

Comparte tu punto de vista

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>