Arrow

Las otras europeas


0
Jurdan Arretxe

Periodista. Trabajo en Noticias de Gipuzkoa. También soy profesor universitario en algunos ratos sueltos.


Escrito el 5 de noviembre de 2013 a las 10:08 | Clasificado en Euskadi

Los partidos vascos deshojan la margarita de con quién concurrir a las próximas elecciones con la vista puesta en Catalunya

Erkoreka, Duran i Lleida, Urkullu, Mas y Trias en 2010. (Flickr: Convergència Democràtica de Catalunya)
Erkoreka, Duran i Lleida, Urkullu, Mas y Trias en 2010. (Flickr: Convergència Democràtica de Catalunya)

Despejada la incógnita del tercer socio del pacto de estabilidad entre el PNV y el PSE (se suma el PP), y el debate presupuestario para 2014 a punto de alcanzar una velocidad de crucero sin excesivo ruido en la mayoría de las principales instituciones, el foco de la atención política en Euskadi se dirige a otras cuestiones. La caída de Fagor Electrodomésticos copa estas últimas semanas las portadas de los periódicos, pero la política pura apenas encuentra entretenimientos.

Uno de ellos, menor, mira a mayo de 2014. Entonces tendrán lugar las elecciones al Parlamento Europeo y los partidos vascos reflexionan ya cómo y con quién presentarse en unos comicios en los que la circunscripción es única. Por esta razón, las formaciones que no tienen una implantación estatal, buscan alianza en otras partes del Estado. Es el caso de los partidos nacionalistas. También en Euskadi.

En 2009, el PNV se coaligó con CiU y una serie de formaciones con las que formaron Coalición por Europa, ganadora en Euskadi, segunda en Catalunya y tercera en Baleares y Canarias. Los partidos que hoy componen EH Bildu no concurrieron bajo la misma apuesta. Mientras que Aralar y Eusko Alkartasuna concurrieron en Europa de los Pueblos-Los Verdes, la entonces ilegalizada izquierda abertzale (hoy Sortu) apoyó la lista de Iniciativa Internacionalista y una de las escisiones de IU –Alternatiba- se estaba creando junto a nuevos militantes.

Esta vez, tanto jeltzales –socios habituales de CiU- como la coalición soberanista –que apuesta por ERC como aliado principal- miran a lo que pase en Catalunya. Convergència planteó la opción de una candidatura conjunta de los partidos catalanistas y liderada por una personalidad de la sociedad civil. Una idea que evitaría la posibilidad de visibilizar el hipotético sorpasso en unas elecciones y que ni a Unió ni a ICV, por ejemplo, acabó de convencer. Tampoco, parece a día de hoy, al principal destinatario de la oferta, ERC. La formación que lidera Oriol Junqueras se decantaría por EH Bildu y reeditar aquella Europa de los Pueblos integrada hoy en la Alianza Libre Europea.

La fórmula, publicó este lunes Diari Ara, quedaría abierta a otras fuerzas como la propia Convergència, ICV o incluso una CUP que ya trasladó a EH Bildu su intención inicial de no compartir cartel con una ERC que sostiene a CiU en el Govern. Desde Euskadi y Navarra se mira, mucho, lo que pueda ocurrir en el patio catalán.

De prosperar la alianza unitaria catalana –el plazo se cierra en abril-, el PNV se quedaría con su socio tradicional para la cita de Bruselas. De los poco más de 800.000 votos de 2009, 440.000 los cosechó en tierras catalanas (210.000 en la CAV). Con tres citas importantes a un año vista de las europeas (municipales, forales y generales), tampoco EH Bildu quiere muchos experimentos. Unos hipotéticos resultados escasos de unos o de otros podrían ser un mal trampolín de salida para un 2015 que también en Euskadi, y sobre todo en Gipuzkoa, se presentará clave.

Comparte tu punto de vista

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>