Arrow

Arranca la carrera hacia Europa


1
Alfredo Berini

Licenciado en Periodismo, máster en Investigación Aplicada a la Comunicación y Técnico Superior en Producción. He producido cientos de directos para Telemadrid y Castilla-La Mancha televisión, una película y presentado informativos para Radio Voz Ferrol. Actualmente ejerzo la investigación y preparo mi tesis doctoral.


Escrito el 5 de octubre de 2013 a las 11:06 | Clasificado en Galicia

El día 25 de mayo se celebrarán las elecciones al Parlamento Europeo que, en esta ocasión, pueden alcanzar mayor repercusión mediática que en anteriores convocatorias. Si ponemos de ejemplo el caso gallego, las posibles alianzas entre fuerzas de la izquierda y el nacionalismo, denotan el interés de los partidos por captar cuanto antes la atención del electorado.

Imagen de los exteriores de la sede del Parlamento Europeo en Estrasburgo (Fuente: wikipedia)
Imagen de los exteriores de la sede del Parlamento Europeo en Estrasburgo (Fuente: wikipedia)

Desde 1979, cada cinco años, los europeos acuden a las urnas para elegir a sus representantes. Los españoles, desde su adhesión a la Unión Europea, han celebrado estos comicios en seis ocasiones. Observando los datos obtenidos hasta la fecha, encontramos en 1987, con un 62 % de participación –coincidiendo con elecciones estatales-, y el año 1999, con un 63% -coincidiendo con municipales y autonómicas-, como los principales momentos en los que el interés ciudadano por Europa se ha plasmado en votos.

En cambio, las dos últimas oportunidades de elegir diputados -2004 y 2009- no han superado el 45% de participación, lo que refleja un cierto desapego o desinterés sobre las Instituciones Supranacionales.

Para los académicos, un factor importante que produce este hecho está relacionado directamente con los medios de comunicación. Diferentes estudios europeos sugieren que la abstención puede venir ligada a un tratamiento informativo que presenta las elecciones al Parlamento Europeo como unos “comicios de segundo orden”, dando prioridad en algunos casos a otros temas de actualidad que consideran de mayor relevancia informativa. Los datos del CIS, en su estudio post-electoral de las elecciones del 2009, muestran a unos ciudadanos que tienen poco interés sobre los temas de la Unión (42% ) frente a los que muestran bastante atención al ser preguntados (35%).

Todo ello a pesar de que los encuestados estaban en esas fechas bastante o algo a favor de la UE (por encima del 60%) y consideraban (por encima del 70 %) que las decisiones que se toman desde Bruselas afectan en gran parte a la mayoría de los españoles. A esto hay que sumar, como muestra un estudio realizado por Berganza Conde, una sensación ciudadana de sentirse poco o nada informados sobre este tipo de procesos electorales.

Teniendo en cuenta lo anterior, habrá que esperar a ver cómo se van desarrollando las parrillas informativas, así como qué espacios ceden los medios escritos a la información antes del próximo llamamiento a las urnas. Por lo pronto, volviendo al caso gallego, parece que la precampaña empieza con fuerza y está atrayendo a los medios. Dado el tiempo que queda hasta Mayo, los partidos de la región han iniciado sus primeros contactos en busca de alianzas.

Las reuniones entre Izquierda Unida, Anova y el Bloque Nacionalista Gallego –los más participativos hasta la fecha- no han hecho más que comenzar. Hasta ahora, el Bloque había sido la única alternativa a la izquierda socialista en la región pero, con la escisión de Anova Irmandade dirigida por Beiras –en coalición en las autonómicas con Izquierda Unida, Ecosocialistas y EQUO- su fuerza se ha visto lastrada, tal y como demostraron los últimos resultados electorales.

El llamamiento de IU para conseguir una “gran coalición electoral contra las políticas neoliberales que marca la Troika”, no parece convencer a un BNG que no pretende plegarse “a la estrategia electoral” del partido que dirige Yolanda Díaz en Galicia, así como tampoco aceptan que “se imponga una hoja de ruta al nacionalismo gallego”. Pese a todo, y a falta de una decisión clara por cualquiera de las partes, los nacionalistas están abiertos a negociar alianzas con ANOVA y otros partidos nacionalistas.

Con todo, estos primeros acercamientos, y su presencia en el debate social, denotan un crecimiento en el interés de arrastrar el mayor número de votantes en Mayo. En un tiempo en el que Europa se encuentra en el punto de mira del discurso de todos los partidos políticos, los ciudadanos pueden llegar a mostrar su descontento por medio del voto y cambiar así la evolución de los datos de abstención cosechados en las dos últimas elecciones.

Los diferentes actores tienen más de seis meses para tratar de llevar a cabo este cambio o bien para proseguir acercando al ciudadano al peligroso ámbito de la desafección.

Los votantes dicen...
  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Desde 1979, cada cinco años, los europeos acuden a las urnas para elegir a sus representantes. Los españoles, desde su adhesión a la Unión Europea, han celebrado estos comicios en seis ocasiones. Observando los datos obte……

Comparte tu punto de vista

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>