Arrow

Galicia endurece el tono


0
Alfredo Berini

Licenciado en Periodismo, máster en Investigación Aplicada a la Comunicación y Técnico Superior en Producción. He producido cientos de directos para Telemadrid y Castilla-La Mancha televisión, una película y presentado informativos para Radio Voz Ferrol. Actualmente ejerzo la investigación y preparo mi tesis doctoral.


Escrito el 21 de septiembre de 2013 a las 11:57 | Clasificado en Galicia

Comienza el curso político en Galicia y no se han hecho esperar los primeros enfrentamientos dialécticos entre los diferentes representantes de las agrupaciones que ocupan el Parlamento regional. Pero, ¿son legítimas y válidas todas las palabras para referirse al rival?

Manuel González Capón, alcalde de Baralla. (Rocafortreflexiona.wordpress.com)
Manuel González Capón, alcalde de Baralla. (Rocafortreflexiona.wordpress.com)

Este mes de septiembre, tras un verano generoso en el plano meteorológico, los máximos representantes de la política gallega retoman paulatinamente sus actividades en las instituciones. Como era de esperar, los días de descanso han servido para madurar nuevas líneas de trabajo para los próximos tiempos, que en el caso de los componentes de la oposición parece que se centrarán en conseguir convencer a los ciudadanos de un desgaste dentro del gobierno de Alberto Núñez Feijóo.

La situación suele repetirse cada nuevo curso parlamentario, aunque bien es cierto que no existen dos años idénticos. En esta ocasión, diferentes temas de  actualidad como los incendios forestales, el juicio tras el terrible accidente del Alvia Madrid-Ferrol, la incertidumbre sobre el futuro de la banca gallega, o la reciente condena a supuestos miembros de Resistencia Galega  han precipitado un clima de confrontación que se va endureciendo conforme pasan las horas.

Cabe recordar que, desde el comienzo de esta legislatura,  el tono que se ha utilizado, tanto dentro como fuera del Pazo do Horreo, no se ha caracterizado por la cordialidad y la concordia. Los enfrentamientos, entre los que destaca el protagonizado por Xose Manuel Beiras y Núñez Feijóo a raíz de las fotografías de este último con el narcotraficante Marcial Dorado, han sido constantes y no parece que las asperezas vayan a suavizarse en los próximos meses.

Para entender el nivel de enfrentamiento que se indica, basta con acudir a los diferentes mensajes que se han podido escuchar tanto en las diferentes sesiones plenarias, como en las ruedas de prensa o en determinadas redes sociales. Comparar las políticas de un partido con el fascismo, o acusarlo de albergar en sus filas a la extrema derecha, son algunos de los titulares que están cerrando este verano y que a buen seguro se mantendrán en la oratoria del próximo otoño.

 

A todo lo anterior se debe sumar una negativa continuada del PP a contestar preguntas sobre su financiación, a declinar la apertura de una comisión de investigación sobre el accidente de Santiago valiéndose de su mayoría, o a no sancionar a miembros de la agrupación que llegaron a justificar los crímenes franquistas bajo la máxima de que “sería porque lo merecerían”.

Además, hay que tener en cuenta al PSdeG, que tras la elección oficial de Gómez Besteiro como Secretario General, pretende volver a ser un referente a la hora de ejercer un control sobre las acciones de la Xunta de Galicia. Este hecho también aumentará el tipo de discurso disconforme con los quehaceres del Gobierno, aunque todavía está por ver desde qué perspectiva y si será más duro que el de sus antecesores en el cargo.

Sin lugar a dudas se espera un año institucional caldeado, en el que parece que se retoma el discurso soberanista tras los aconteceres en Cataluña, y que viene marcado por las elecciones al Parlamento Europeo del 2014. La precampaña se augura intensa y repleta de ataques. Los gallegos, atentos a su futuro, tendrán que valorar qué tipo de oratoria les convence. La última palabra, como siempre, la tendrá la ciudadanía.

Comparte tu punto de vista

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>