Las dos Centroaméricas

Aunque son siete países del tamaño de estados y juntos suman la población de España, hay dos ‘Centroaméricas’ que se niegan a ser una sola región.  En una hay gente tan marginada de las oportunidades, que busca cómo se sube en un tren para atravesar México y llegar a una tierra que los trate mejor. En la otra, muchos, con las uñas y la educación a la que lograron acceder, luchan por no quedar fuera de esa nueva economía de servicios que busca reclutas.

Juntas son dos ‘Centroaméricas’ que conviven entre mundos, retos y modelos económicos dispares, y que retrasan el sueño de integración. Este año los informes de competitividad global del Foro Económico Mundial y el informe ‘Doing Business’ del Banco Mundial insistieron en marcar esas dos realidades regionales: la de los países conocidos como CA-4 (Guatemala, Honduras, El Salvador y Nicaragua) y la de Costa Rica, Panamá y República Dominicana.

[do action=”ladillo”]El infierno en dos ambientes[/do]

Estos dos mundos necesitan oxígeno en áreas diferentes. Los países CA-4 comenzarán 2015 con dos enemigos del crecimiento: la violencia y la emigración. Las salidas por millares de ciudadanos, menores de edad en su mayoría hacia EEUU, evidenciaron la falta de oportunidades que viven los centroamericanos, sobre todo los de zonas rurales y fronterizas.

En los otros tres países no se reportan salidas masivas, pero enfrentan problemas como la ingobernabilidad y dificultad para llegar a acuerdos, el alto costo de la energía para competir, y las falencias en educación técnica y superior.

Lo que sí es compartido por todos es una percepción de corrupción al hacer negocios, tanto en el sector público como privado, las barreras a la inversión como la burocracia, la amenaza del crimen organizado, y la necesidad de educar a un mayor porcentaje de la población. Salvo Panamá, todos crecen a niveles bajos e insuficientes para sacar a más gente de la pobreza.

Fuente: Turismo de Panamá
Fuente: Turismo de Panamá

[do action=”ladillo”]Grandes y pequeñas ligas[/do]

Y, de nuevo, los países no se encuentran en los mismos estadios de desarrollo. El informe ‘Doing Business 2014’ colocó a Panamá, Costa Rica y República. Dominicana entre las 50 economías del mundo donde el comercio es más fácil. El tiempo y documentos requeridos los pone a niveles de naciones de altos ingresos. Sin embargo, las brechas persisten con las otras capitales de la región.

El Foro Económico Mundial lo resuelve así: hay un grupo de países (CA-4) donde la competitividad se basa en requerimientos básicos y en la eficiencia, con producción de muy poco valor agregado. Las otras tres naciones han apurado su inserción en la modernidad, en la competitividad basada en la innovación y en las economías de servicios, lo que ha traído más inversión y empleo calificado.

“Por un lado, Panamá, Costa Rica y República Dominicana ya están creando valor y son muy abiertos a la globalización”, señala Roberto Artavia, exrector de INCAE Business Shool. Los demás países aún se encuentran en una etapa agroindustrial y, para subir de nivel, deben superar los temas de violencia y emigración, de lo contrario “no pueden competir aún en servicios”, asegura.

¿Cómo unir a dos regiones que subsisten dentro de una y que, además, compiten en ligas de diferente exigencia? Ese es el reto político y económico del istmo en 2015.

Juan Manuel Fernández

Periodista. Centroamericano por convicción. Tico de nacimiento. Licenciado en Mercadeo y profesor universitario. Política, Economía y Social Media.

2 comentarios sobre “Las dos Centroaméricas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.