Arrow

Escrache, palabro político del año


0
Lucía Guerrero

Licenciada en Traducción y Humanidades, posgraduada en Edición. Gestiona proyectos de traducción para instituciones nacionales e internacionales en CPSL. Analiza la actividad de políticos en redes sociales desde un punto de vista cualitativo a través de su blog.


Escrito el 31 de diciembre de 2013 a las 8:34 | Clasificado en Ciudadanía

Tras un año repasando los palabros políticos, nosotros -como la Fundéu- elegimos el nuestro: escrache, que ya tratamos hace meses. Estos son los motivos (y hasta Google lo avala)

Escrache a acto militar en el marco del Encuentro Nacional de Mujeres, Nequén, Argentina. (Fuente: Flickr Zula Lucero)
Escrache a acto militar en el marco del Encuentro Nacional de Mujeres, Nequén, Argentina. (Fuente: Flickr Zula Lucero)

Rescate, vía, desindexación, narco, empoderar, fracking, austericidio… Estos son solo algunos de los ‘palabros’ políticos de los que hemos hablado a lo largo de 2013 y que siguen en boga. Otros, neologismos efímeros, no han prosperado gran cosa, como ‘datagate‘ o ‘chapulear‘.

Al igual que la Fundación con su palabra del año, nosotros también queremos proponer nuestro ‘palabro’ político del año, y nos hemos decidido por  ‘escrache‘, práctica de señalamiento a cargos públicos para denunciar una determinada actuación o decisión (o su ausencia), que ya tratamos el 21 de marzo de 2013, por los siguientes motivos:

1. Es un término bien formado en español. Aunque sea una adaptación del inglés ‘scratch’, llega a España desde el lunfardo, la jerga propia de Buenos Aires (Argentina) extendida a Montevideo (Uruguay).

2. Encajó en seguida en los medios y la ciudadanía y ha persistido todo el año, aunque la recientemente implantada Ley de Seguridad Ciudadana imponga severas multas al que lo practique.

3. Ocupa nada menos que el tercer puesto en la sección ‘Qué es’ de las tendencias de búsqueda de Google Zeitgeist 2013 en España:

… y el sexto en la sección ‘Acontecimientos sociales':

4. Abrió un debate sobre sus límites que se ha mantenido vivo hasta aprobarse la citada ley.

Cabe recordar que la palabra se escribe en redonda, sin ningún tipo de realce tipográfico (cursiva, comillas…).

Probablemente acabe en el olvido, o evolucione hasta otro tipo de protesta legal. De hecho sería lógico desear que desapareciera para siempre, pero no porque una ley lo prohíba, sino porque ya no haga falta importunar a los ministros con cacerolas, pitos y pancartas.

Siempre nos quedará (si no la borran antes por díscola) la web Hay vidas en juego de la PAH, con su kit de escrache para reivindicar la dación en pago, ‘palabro’, este sí, que deseamos que dure muchos años.

Comparte tu punto de vista

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>