‘Los videojuegos son ETA’

La clave del éxito de un videojuego como Counter-Strike: Global Offensive es que se trata de una competición. Por un lado un equipo de jugadores disfrazado de terroristas; por el otro uno de policías. Las misiones son genéricas y sencillas: eliminar a todos los rivales. No hay guión, solo acción