Pensiones de gracia

El Estado peruano, a través del Congreso, otorga pensiones a dos personajes del gobierno pasado que actualmente son procesados por delitos de corrupción y lesa humanidad. Uno de ellos incluso ha pasado por la cárcel, pero eso no impidió que su pensión incluya rubros como vacaciones, movilidad y refrigerio.